Luego llegó el Torneo de Verano 1998, donde contrataron a Aníbal Ruiz, el plantel del actual subcampeón quedó intacto con excepción de las salidas de Batrovic y Christian Torres y las llegadas de Kalusha y el argentino Lorenzo Sáez, campeón goleador dos torneos atrás para tratar de hacer mancuerna nuevamente con Hernán Medford al igual que en Pachuca, la temporada lucía adecuada para buscar una vez más el ansiado título, el torneo comenzó de manera positiva derrotando de local a América 2-1, dicho resultado dio una doble satisfacción a la gente de León ya que los 3 puntos fueron a costa del equipo del ex-entrenador leonés.